Must Have: Corbatas de punto

Tejidas y cuadradas, así son las corbatas que marcan tendencia, son casuales así que hay que usarlas como tal, con un blazer, cardigan, chaleco, sweater... Con traje siempre y cuando se trate de una situación informal, nada de asistir a reuniones importantes de trabajo, a matrimonios o eventos formales con una corbata de estas, para eso existen las de materiales clásicos como el algodón, la seda y otros igual de elegantes.


Estas corbatas van de la mano con la tendencia skinny, así que es muy poco probable que encuentres alguna corbata tejida ancha ( y si encuentras una, ni la mires). Y así como pueden aportar una imagen informal al usarla con traje, si la usamos con algo casual ocurrirá todo lo contrario, será como un plus a nuestro outfit.


Si deseas ponerle un pisacorbata, hazlo con total comodidad siempre y cuando lo que busques sea proyectar una imagen más sobria, para ello el resto de tu outfit también debe transmitir ese estilo casual-elegante.


Con un nudo simple basta y sobra. Al tratarse de una corbata informal y, además, de una corbata de estilo skinny (o ligeramente skinny), hacer un nudo Windsor sería too much, pues ¿de qué sirve tener un nudo tan voluminoso si nuestra corbata es delgada? Sería como tener una bola de lana en el cuello y un pedazo de tejido colgando.

Es cierto que el tejido de punto es un tejido concebido para las temporadas frías, pero con estas corbatas no hay por qué hacernos líos: las usamos hoy, las usamos en la próxima primavera y las usamos en verano... osea que las vamos a usar por un buen tiempo!
Con tecnología de Blogger.