Johnny, ¡el clima está muy loco!

A pesar de que el invierno empezó oficialmente hace aproximadamente una semana, aún parece que estamos pasando por una temporada de transición que no termina, es por eso que debemos estar preparados para los días calurosos y las noches "frías", ¿cómo? A continuación te doy algunas ideas para que lo hagas y con estilo:



Para los momentos soleados, una camisa y unos jeans bastan para darte la comodidad y frescura que necesitas. Marca tu estilo con una camisa denim remangada y combínala con unos jeans de una tonalidad distinta, lleva tu camisa dentro de tus jeans para lucir tu correa y complementa tu outfit con unos botines. Es muy look fácil de conseguir y, lo mejor de todo, es que hará que te veas muy bien.


Otra manera de combinar tu camisa denim con tus jeans es haciéndolo con colores similares, pero siempre preocúpate de que ambas prendas se vean como piezas distintas y no como si fuese un conjunto de jean. Si tu camisa tiene un largo que con las justas tapa tu correa, no dudes en llevarla fuera de tus jeans; llévala remangada para darle un toque desenfadado a tu look y complementa todo con unas botas militares para demostrar que tienes actitud y estilo.


Para los momentos fríos, el tejido de punto será uno de tus grandes aliados, particularmente los cardigans de este material pues son perfectos para climas impredecibles, ya que te permiten llevarlos cerrados cuando hace frío o abiertos si de repente sale el sol.


Agrégale una que resalte a tu look y verás cómo ésta le dará el toque original a lo que llevas puesto.


¿Buscas algo más relajado? Lleva una camisa abierta sobre un polo con cuello amplio y agrégale una casaca, de cuero u otro material, para crear un efecto de "capas sobre capas" y compleméntalo con unos botines y unos jeans con la basta remangada. El resultado es un look desenfadado pero con estilo.


Otra idea que me gusta mucho y que se ha puesto de moda es la de agregar a nuestro outfit una prenda que resalte gracias a su color, tal como en la foto superior. ¿Te animas a crear contrastes en tus looks invernales?


Y para cuando las temperaturas empiecen a descender y el invierno se deje sentir con mayor intensidad, un look como éste es perfecto para combatirlo. Recuerda que los acolchados están de moda y son muy abrigadores, así que no dudes en usarlos.

No olvides que lo importante es que te sientas cómodo con lo que usas.
Con tecnología de Blogger.