Oscar 2013: Los peor vestidos

Jason Schwartzman
Es el turno de conocer a los tres peores vestidos de la alfombra roja de los Oscar. El primero, que no está en una situación tan crítica como los otros tres, es Jason Schwartzman, y se ganó un lugar en este post gracias a su desacertada combinación de botines y un smoking que casi casi es un típico traje. 

A ver, a ver, ¿botines? ¿1.68 de estatura?, ¿Te suena familiar?... Sí, todo parece indicar que la gran debilidad que tiene Jason por los botines tiene un nombre: tacos internos (porque los usa siempre, inclusive ya lo ha hecho en otras red carpets), y no está mal usarlos, el detalles es saber cómo los usas, sino pregúntenle a Keith Urban, que también recurrió a éstos pero lo hizo de una manera casi imperceptible (mira la foto aquí). El punto es que no la hiciste, mi estimado Jason. Y si a todo esto le sumamos el largo de las mangas de la camisa y el corte del saco que tiene un "no se qué" que no me cuadra, tenemos un bien merecido sitio entre los peores vestidos para ti.

Quentin Tarantino
Ahora pasemos a un caso peor: Quentin Tarantino, quien se puso un smoking que, definitivamente, no era de su talla, con las mangas del saco muy largas y la basta del pantalón con un efecto acordeón nada elegante. Y para rematar su look, se le ocurrió llevar la corbata suelta y el botón superior de la camisa abierto... ¡Qué desastre!


Tim Burton
Estaba a punto de dejar a pasar a Tim Burton pues pensé que su brazo lesionado podría excusarlo de figurar entre los peores vestidos, sin embargo, su corbata desordenada (no sé si se ve bien, pero está como la de Tarantino, pero no tan obvio), esa miniatura blanca que sobresale del bolsillo de su saco y que aparentemente es el pañuelo que llevaba, y la evidente suciedad de su saco, lo hicieron merecedor de un sitio en este post. Lo he visto en los BAFTA, a donde también asistió lesionado (mira la foto aquí), y lo vi mucho más acertado que ahora, ¿no te parece?

Harvey Weinstein
Otro desastre sobre la alfombra roja fue el look de Harvey Weinstein, quien es uno de los productores más poderosos de Hollywood y tiene por esposa nada menos que a una de las fundadoras de la firma Marchesa... pero de nada le sirvió. Veamos, ¿corbata afuera del saco? Eso sí que es imperdonable, ¿Un papel blanco sobresaliendo de su bolsillo?, ¿Mocasines con una evidente falta de lustrado?... Con lo dicho basta y sobra para catalogarlo, en mi opinión, como el peor vestido de la gala.

¿Cuál fue el peor vestido para ti?
Con tecnología de Blogger.