Fashion Weeks FW/14-15: Londres


Desde el surgimiento de London Collections: Men, la industria de la moda masculina se ha visto en la necesidad de evolucionar. La creación de esta nueva plataforma ha afectado a los dos pilares más fuertes del menswear, Milán y París, especialmente a la primera. Milán siempre ha sido reconocida por ser la capital de la moda masculina más importante, en sus pasarelas difícilmente podías ver diseñadores emergentes, no, ahí sólo había espacio para gigantes del diseño masculino de la talla de Armani o Ermenegildo Zegna, sin embargo, la creación de una pasarela exclusiva para la moda masculina en Londres afectó al calendario de Milán, haciendo que pierda a dos grandes firmas británicas de entre sus miembros: Burberry y Alexander McQueen, dos firmas que no debieron afectar mucho teniendo en cuenta la cantidad de marcas reconocidas que desfilan en esta ciudad, pero que sí lo hicieron debido a que a ello se sumó la partida de firmas como Moschino a Shangai y los problemas internos que marcaron la salida por una temporada de Armani y, aún hasta hoy, de Dolce & Gabbana. Lo cierto es que Milán aún sigue teniendo mucha importancia en el circuito de la industria de la moda masculina, pero ya no como antes, ahora se ve en la necesidad de volver a ser como era hasta hace cuatro temporadas, pero esta vez a partir de las marcas que aún le quedan.

Una de las principales estrategias, acaso forzosas, de Milán es apostar por nuevas firmas que le den nuevos aires a su pasarela. Nueva York es un ejemplo de cómo la apuesta por el talento emergente puede resultar positiva en el proceso de posicionamiento de una capital de la moda a través de nuevas propuestas de diseño. El caso de Londres es parecido, pero tiene una visión distinta. Para Londres no basta con tener nuevos nombres en su calendario, para esta ciudad con tanta historia en el menswear, reflejar su esencia como capital de moda, ya sea por sus tradiciones sartoriales heredadas de Savile Row o por la fuerte influencia militar que derivó en míticas prendas británicas como el trench coat, es muy importante, y es además, su mejor arma para poder hacer frente a la pasarela de Milán, dominada por su tradicional y tan preciada sastrería, y la cosmopolita y vanguardista pasarela de París. 


Burberry Prorsum
Hackett London
Londres se ha mostrado esta temporada más sólida que nunca. Burberry, su marca pionera en imponer tendencias, nos mostró una vez más cómo una firma con tanta historia puede renovarse cada temporada bajo los parámetros de su propio estilo. Esta vez, Burberry Prorsum se aleja un poco de la silueta skinny para dar paso a una con más volumen, los pantalones adquieren pinzas, mientras que sus bastas se mantienen con su corte ceñido, al puro estilo de los carrot pants; las camisas adoptan una silueta un poco más holgada, al igual que los sweaters y trenchs; los estampados geométricos y floreados se apoderan de accesorios y camisas, mientras que surge un nuevo uso para los fulares: doblados, sobre los hombros y con las puntas amarradas en el pecho. Otra firma británica que parte de sus raíces sartoriales para crear colecciones estupendas es Hackett London, aunque lo suyo sea más el llevar al borde de la perfección y la sofisticación cada pieza. Esta temporada el tweed es el protgonista dentro de una colección con guiños al art deco de los años 20 y con una fuerte apuesta por las rayas diplomáticas y los cuadros "príncipe de Gales".


Alexander McQueen
Topman Design
Sarah Burton, directora creativa de Alexander McQueen, esta vez apostó por un estilo más gótico para una colección que, a simple vista, tiene mucho de Ann Demeulemeester. En medio de tantos negros y una variedad de grises, los detalles dorados destacan y se vuelven los protagonistas junto con las figuras geométricas impregnadas en sweaters, blazers y abrigos. Menos oscura, pero con una influencia punk más marcada, fue la colección de Topman Design, una mirada al estilo avant-garde de la Gran Bretaña de los años 80 y una oda al gris y húmedo invierno londinense.

Sobre los desfiles de Milán, en el próximo post.
Con tecnología de Blogger.