Fashion Weeks FW/14-15: Milán

Ermenegildo Zegna - Corneliani
En la última edición de la semana de la moda de Milán las cosas fueron distintas, sus firmas más emblemáticas han apostado por alejarse un poco de lo convencional y han buscado perspectivas distintas que le den nuevos aires a sus diseños. Muestra de ello es el último trabajo "interestelar" de la casa Ermenegildo Zegna, que ahora se aleja de su estilo office wear para dar paso a prendas con estructuras renovadas, como casacas y abrigos cuyas solapas se convierten en bufandas, o con influencias deportivas y urbanas, totalmente alejadas del concepto extremadamente elegante y casi conservador que tenemos de esta marca, un concepto que, por ejemplo, encajaría muy bien con la nueva propuesta de Corneliani, una impecable colección llena de dandis minimalistas que vestían de camisa blanca y corbata negra en todos sus looks. La coleccción de Corneliani tuvo como print protagonista al tartán en verde y negro, estampado que, inevitablemente, nos trae a la mente las últimas colecciones de Valentino (y, así, algunos looks pecan de ser similares).

Prada
Versace
Prada también mostró cambios, la misma ligereza de las prendas de la temporada anterior estuvo presente una vez más, pero ahora bajo un concepto más relajado, un concepto que llega a redefinir el uso de las corbatas, llevadas anudadas de manera lateral sobre el cuello... Pero si hablamos de conceptos, la colección de Versace es la que mejor ha sabido desarrolarlos, combinando dos estilos aparentemente incongruentes en uno solo. Los hombres de Versace son unos cowboys totalmente redefinidos, éstos no usan caballos, sino motos, y su manera de vestir se deja llevar por los excesos que caracteriza a esta firma.


Gucci
John Varvatos
En Gucci también se vieron ligeros cambios (que en realidad son la continuación de conceptos que buscan darle una imagen más joven a esta firma desde hace algunas temporadas). Con una propuesta mucho más juvenil inspirada en los años 60 y en el estilo mod de la época, la firma italiana seguía, por una parte, la paleta de color gris y oscura que ha caracterizado esta temporada a Milán y, por el otro, nos mostraba colores pasteles, como si de piezas empolvadas se tratase. Sin embargo, no fue una firma italiana, sino una norteamericana, la encargada de darle el giro más inesperado a esta pasarela, hablamos de John Varvatos y su concepto totalmente rocker que, esta temporada, se ve mucho más cuajado y con mayor protagonismo dentro de su propuesta. No fue casual que cerrara el desfile junto a la banda de rock Kiss, pues ellos fueron influencia directa para buena parte de la colección.


Canali
Fendi
Canali, por su lado, dio cátedra de elegancia italiana sobre la pasarela. Su colección estuvo inspirada en Venecia y nos mostró a un hombre muy sofisticado que viste con trajes, blazers y largos abrigos, un hombre que no tiene problemas con vestir de terciopelo y que no discrimina entre un blazer azul, verde o rosado. Fue una colección perfectamente elaborada, mi favorita de Milán Fashion Week. Otra colección como para admirar es la que presentó Fendi, esta casa italiana sorprendió desde antes que empiece su desfile al descubrir su pasarela hecha de piel de cabra. La tradición peletera de la casa se lució con el exquisito trabajo que realizaron en cada prenda, donde las combinaciones inesperadas, como la mezcla de piel con lana en varios sweaters, o materiales "misteriosos", como una supuesta piel de cocodrilo que no era más que cuero de becerro tratada y bordada, fueron factores determinantes para que esta colección se convierta en una de las mejores que hemos visto de esta firma.


Etro
Dsquared2
Etro le rindió homenaje a sus sastres, quienes también desfilaron sobre la pasarela. Esta vez la colección no estuvo inundada de paisley ni de ningún print indú similar, no, en esta colección los protagonistas fueron los cuadros, en diferentes tamaños, colores y estilos, su línea de sastrería, que comprendía cerca del 90% de la colección, y su particular silueta generada por pantalones muy ajustados y hombros más angulares de lo normal. Por otro lado, Dsquared2 nos contó la historia de un muchacho en prisión, una historia que explora el mundo detrás de las rejas y que se deja influenciar, además, por personajes ligados a este ambiente, como guardias, psiquiatras y abogados.

Jil Sander
Salvatore Ferragamo
Jil Sander, ahora con un nuevo equipo creativo, no supo replantear de la mejor manera su tan característico minimalismo, tuvo una colección buena, pero nada que podamos comparar con las colecciones presentadas cuando Raf Simons estaba a la cabeza de la firma. Todo lo contrario sucedió con Salvatore Ferragamo, firma que presentó una colección espectacular, con una paleta de colores que migraba de las tonalidades térreas a las azules, inteligentemente combinados para evocar una de las pasiones de Massimiliano Giornetti: las alfombras. 
Con tecnología de Blogger.