It's all about joggers


Finalizada la década de lo 90's, la moda masculina se encontraba en la necesidad de reinventarse. La onda hip-hop y el movimiento grunge ya habían hecho suficiente con nuestra manera de vestir, ya nos sentíamos demasiado cómodos con nuestro espíritu de adolescente rebelde y era tiempo de cambiar. Para muchos, la década de los 90's le hizo mucho daño a la moda, pues lo "funcional", cool y relax llegó a tener más peso que lo estético; sin embargo fue a principios de este siglo que todo empezó a cambiar. Un, aún joven, Hedi Slimane, desconocido para muchos en ese entonces, tomó las riendas de la línea masculina de una de las casas parisinas más prestigiosas: Dior, y trabajó en una nueva silueta, redefiniéndola y posisionándola dentro del armario masculino moderno. Fue así como surgió lo skinny tal y como hoy lo conocemos.

Hoy, después de más de una década desde que empezamos a eliminar el exceso de tela de nuestra indumentaria, nuestras necesidades han cambiado, nos hemos vuelto más informales, más innovadores y transgresores con los códigos de vestimenta clásicos, hemos empezado a exigir una comodidad más "controlada" y la industria de la moda, cada vez más obsesionada con lo deportivo, nos ha presentado una alternativa que va ganando mayor aceptación y más presencia dentro de las prendas imprescindibles que nos proponen las grandes marcas masculinas. Nos referimos a los joggers, los pantalones de estilo gymwear con su característico tiro bajo y pretinas en las bastas, unos pantalones que se perfilan como la nueva prenda it del armario masculino moderno.


Los joggers son la típica prenda que causa discrepancias cuando aparece. Para muchos se han convertido en un must have gracias a su gran comodidad, pero para muchos otros aún siguen siendo inaceptables dentro de la vestimenta masculina más allá de los límites del gimnasio. Sin embargo, aún cuando no estemos de acuerdo con usarlas, los últimos desfiles, como el de Burberry Prorsum, nos han dejado claro que ésta es una prenda que está muy de moda y que tiene vigencia para rato.

¿Cómo usarlos? Es importante elegirlos adecuadamente, pues por su corte característico, un centímetro de más en el largo del tiro puede ser perjudicial para quienes son de mediana o baja estatura. Es preferible inclinarnos por los de tiro moderado. Por tratarse de una prenda de estilo deportivo, el secreto para usar los joggers está en combinarlos con prendas más casuales. La idea es que al llevarlos, lo que debemos evitar es transmitir una imagen de recién salido del gym. Hay un universo de opciones para que elijas tus joggers, apuesta por una tela diferente, no la típica french terry de color melange; las telas que simulan el denim o las versiones joggers de los khakis son una buena opción. Del mismo modo, también hay un sinfín de opciones para combinarlos más allá de las zapatillas y los polos. Opta por prendas más casuales que los hagan ver, en lo posible, como prendas más sofisticadas, prueba combinándolos con camisas y desert boots, hasta un blazer encima no vendría mal.




No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.